8 Consejos para aliviar el estreñimiento vacacional

Cubitos de champiñones y quinoa
14 agosto, 2019
Ensalada de Naranja con hamburguesa de guisantes
18 septiembre, 2019

8 Consejos para aliviar el estreñimiento vacacional

Muchas personas sufren el síndrome llamado estreñimiento vacacional cuando se van de vacaciones. Estos cambios a nivel deposicional pueden hacer de los días de relax y disfrute una auténtica agonía. La falta de deposiciones puede provocar hinchazón abdominal, gases, dolor de vientre, pérdida de apetito y hasta dolor de cabeza.

Factores que propician el estreñimiento vacacional

Durante las vacaciones es habitual padecer estreñimiento o irregularidades en el tránsito intestinal. La causa principal es el cambio de rutina, especialmente de los hábitos alimentarios y de la actividad física. Durante las vacaciones se modifica la forma de alimentación, los horarios y la cantidad de alimentos que ingerimos. Además, muchas veces, se ve reducida la movilidad. Todos estos actos descolocan a nuestro sistema digestivo, y nos impiden poder ir al baño cómo hacemos habitualmente.

Cambios de alimentación

En verano, sobre todo cuando se pasan unos días fuera de casa, se disminuye el consumo de frutas, verduras y cereales integrales, entre otros. Alimentos que nos aportan una cantidad considerable de fibra y que nos benefician a la hora de ir de vientre. Estas modificaciones en la alimentación son el principal desencadenante del estreñimiento vacacional.

También se suele sustituir el consumo de agua por refrescos azucarados o por la cervecita. Este punto también perjudica a nuestro organismo ya que, en esta época calurosa es cuando más hidratación necesita, y estas bebidas en lugar de hidratar, deshidratan y alteran la secreción y motilidad intestinal.

Actividad física reducida

Dependiendo de las vacaciones que elijamos, la actividad física diaria se puede ver reducida de forma considerable. Con las altas temperaturas lo único que nos apetece es estar tumbados o darnos un buen baño. Poca energía le queda al cuerpo para hacer algo más. Si nuestra actividad principal es tumbarnos al sol no permitimos al organismo realizar la digestión y la eliminación de heces como debería.

Cambio de espacio y de horarios

Estar fuera de casa también repercute a la hora de ir al baño. Muchas personas tardan días hasta que no se habitúan al nuevo espacio. Además, el hecho de estar todo el día en la calle también es un factor que nos puede perjudicar. Si a esto le sumamos que en vacaciones no se suelen cumplir los horarios de las comidas y que comemos más fuera de casa, ya tenemos otro punto que nos va en contra.

Consejos para evitar o reducir el estreñimiento vacacional

El estreñimiento puede resultar muy incómodo cuando estamos de vacaciones, impidiéndonos estar felices al 100%. Por eso os dejo estos consejos que os ayudarán a regular el tránsito intestinal o evitar que se produzca un estreñimiento durante estos días de descanso.

Incorporar fibra a diario

Para evitar el estreñimiento deberíamos consumir 30g al día de fibra, que es la cantidad recomendada por los organismos oficiales. Para incluir esta fibra en nuestra alimentación lo podemos hacer incluyendo frutas, verduras, cereales integrales, legumbres y frutos secos.

Beber agua

Para ayudar la evacuación necesitamos hidratar la fibra consumida y la mejor forma de hacerlo es bebiendo agua. La hidratación es fundamental para que las heces se formen más fácilmente. De lo contrario, si consumimos fibra, pero no la hidratamos, las heces se volverán todavía más secas, empeorando la situación.

Comer grasas saludables

Las grasas de calidad cómo el aceite de oliva, el pescado azul o el aguacate nos ayudan evacuar gracias a su efecto lubricante. No nos podemos olvidar de ellas en vacaciones.

Respetar los horarios de las comidas

Mantener un horario para las comidas nos puede ayudar a reducir o evitar el estreñimiento. También es importante comer con tranquilidad y masticando correctamente.

Realizar actividad física

Andar es nuestro mejor aliado a la hora de mover el cuerpo en vacaciones; caminar por la playa, recorrer la ciudad de punta a punta o hacer un trekking por la zona son opciones fáciles que están a nuestro alcance. También podemos aprovechar para hacer ejercicios dentro del agua o para alquilar unas bicis y hacer una buena ruta.

Controlar la cantidad de comida que ingerimos

Una de las cosas que más cuestan cuando estamos fuera de casa es controlar la cantidad de comida que ingerimos. Te aconsejo que cuando vayas a comer fuera siempre elijas un primer plato de ensalada y un segundo plato de proteína animal o vegetal o de cereales. La mejor opción de postre siempre será una pieza de fruta y para beber, agua.

Incorporar probióticos

Los probióticos nos son de gran ayuda para equilibrar la flora intestinal, ayudándonos a repoblarla y a ir al baño con regularidad. Hay muchísimas marcas en el mercado a base de distintas cepas microbióticas. Empezaremos por tomar una cápsula con el desayuno el día antes de partir y seguiremos con una cápsula al día mientras estemos fuera.

Alimentos reales que nos ayudaran

Además de los probióticos, hay otros alimentos que nos pueden ayudar a ir al baño con regularidad:

  • Ciruelas secas: dejar un vaso de agua mineral con 3 ciruelas secas en remojo y, un poco antes de ir a dormir, nos comemos las ciruelas y nos bebemos el agua del remojo.
  • Vaso de agua con limón y aceite de coco: beber en ayunas un vaso de agua tíbia con ½ limón exprimido y 1 c/p de aceite de coco.
  • Orejones: los podemos incluir en el desayuno o para comer cómo tentempié a media tarde. Nos aportaran una buena dosis de fibra.
  • Aloe vera: se puede comprar en los herbolarios en forma de cápsulas, pastillas o jugo.
  • Semillas de lino: incorporamos las semillas en el desayuno o en las ensaladas, cremas,…
  • Agua de mar: añadimos un chupito de agua de mar en un vaso de agua con limón.

Imprimir receta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Quieres recibir Promociones, Eventos y Recetas Saludables?

 

Regístrate y recibiras la Newsletter mensual

 

¡No te pierdas las NOVEDADES que tengo para ti!

Quiero recibir información sobre nutrición.
Acepto la politica de privacidad

Gracias por suscribirte a mi newsletter!! Ahora recibirás un email con un link que tienes que clicar para poder recibir mis últimos artículos mensuales.

//]]>