Baby Led-Weaning (BLW) comiendo fuera de casa

Galletas de Cacahuete y Algarroba
11 abril, 2019
Panna Cotta de Moras – Sin azúcar y Sin lácteos
26 abril, 2019

Baby Led-Weaning (BLW) comiendo fuera de casa

Acabamos de volver de las vacaciones de Semana Santa y quiero compartir con vosotr@s la experiencia del BLW (el bebé come solo) fuera de casa. Qué le damos de comer a nuestro bebé cuando estamos de viaje, es una de las preocupaciones más habituales, sobre todo cuando se acerca el verano.

Nosotros hemos ido con la furgoneta, pero también hemos salido a hacer alguna comida fuera y realmente hay opciones para que ellos puedan disfrutar igual que los mayores.

Siempre que vamos fuera, nos llevamos un táper con comida para Ília pero muchas veces volvemos con la comida sin tocar. Y es que ellos tienen mucha curiosidad por lo que comemos los adultos y quieren probar los alimentos que ingerimos nosotros. Por eso es de vital importancia que mejoremos nuestros hábitos alimenticios para que sean lo más saludables posible. De esta forma, ya de bien pequeños les estaremos dando unas buenas bases alimentarias que les beneficiaran toda la vida.

¿Qué necesitamos cuando vamos a comer fuera de casa?

  • Trona portátil: sí, es verdad que en muchos restaurantes ya tienen trona, pero la Ley de Murphy existe y juega malas pasadas. A veces no tienen o la que tienen es muy baja o es un alzador y no nos sirve. Nunca está de más llevar la trona de viaje y si la necesitamos la tenemos a mano. Si nos hemos olvidado la trona y en el restaurante no tienen, podemos sentar al bebé en nuestro regazo. No es la opción más cómoda, pero para salir del apuro…
  • Babero chubasquero: Os recomiendo uno que le cubra todo, brazos incluidos. De esta forma evitaremos tenerlo que cambiar de ropa en cada comida.
  • Toallitas húmedas: un básico que no puede faltar para limpiar al bebé y todo lo que esté cerca de él; la trona, la mesa, el vaso, el suelo, a nosotros mismos, …
  • Vaso de agua: no se nos puede olvidar su vaso para que pueda beber sin que se moje enterito.

¿Qué hacer en el restaurante?

  • Distraerlo antes de sentarlo en la trona: a los bebés se les hace pesado tener que esperar la comida sin recibir ningún estímulo. Lo ideal es entretenerlo con algún juguete antes de sentarlo en la trona. De esta forma, cuando llegue la comida no estará cansado de estar sentado.
  • Pedir la comida sin sal: este es uno de los puntos más difíciles de controlar pero, en la medida de lo posible, se deberá pedir la comida sin sal. Hay muchos platos que ya estarán preparados y que será imposible pedirlos sin sal. Si es de vez en cuando no pasa nada, pero no lo deberíamos hacer por norma general.
  • Comprobar que la comida no queme: tenemos que probar siempre la comida antes de ofrecérsela a ellos para asegurarnos que está en la temperatura ideal.
  • Evitar los postres azucarados: debemos prescindir de dulces que lleven azúcar ya que es un ingrediente que no aporta nada y está desaconsejado para los bebés. De postre deberíamos escoger siempre fruta fresca.
  • Recoger los alimentos de la mesa y del suelo: no nos podremos a limpiar a fondo, pero no está de más que, al terminar, recojamos un poco los alimentos que se han esparcido por la mesa o se han caído en el suelo. El personal del restaurante lo agradecerá.

 

¿Qué platos podemos elegir?

Cuando estamos de viaje muchas veces comemos cualquier cosa y a deshoras. El BLW hace que nos preocupemos más por lo que comemos toda la familia ya que nuestro bebé querrá comer lo mismo que nosotros. Hay infinidad de restaurantes con mucha variedad de comida para elegir. Si la textura y la condimentación es la adecuada, nuestro bebé podrá comer de todo.

Algunas opciones que son fáciles de encontrar y que nos pueden ir bien para ofrecerles son:

  • Pan
  • Tortilla francesa o de verduras o de patatas
  • Canelones de verduras o de carne (evitar el queso y la bechamel)
  • Croquetas de carne, de setas, de pescado, de verduras (evitar las de jamón por su alto contenido en sal)
  • Patatas bravas con la salsa aparte
  • Hamburguesas
  • Rodaja de tomate
  • Crepe
  • Pizza sin queso
  • Verduras a la brasa
  • Escalivada
  • Pescado
  • Tiras de pollo

 

kit de emergencia

Siempre podemos llevar lo que yo llamo un Kit de emergencia. Este kit no deja de ser un táper con alimentos adecuados para el bebé, para que podamos ofrecerle, si vemos que las opciones del restaurante no son apropiadas.

Os propongo varias ideas que son fáciles de llevar, que no se estropean y no manchan mucho:

  • Espirales de pasta sin salsa
  • Tomate
  • Aguacate
  • Hamburguesas de legumbres
  • Tiras de carne picada de pollo o de pavo
  • Tortilla francesa o tortilla de verduras o tortilla de patatas
  • Croquetas
  • Tiras de verduras cocidas: zanahoria, calabacín, calabaza, …
  • Patata al vapor o hervida
  • Pan integral sin sal
  • Fruta madura o cortada a trozos: si vais a estar muchas horas fuera de casa, la mejor opción es escoger una fruta que lleve su propia cáscara cómo el plátano, la naranja, el kiwi, albaricoques, … Pero también podemos elegir unas fresas, arándanos, piña cortada a trozos, bastoncitos de sandía, …

 

Recordad que, para poderle ofrecer estos alimentos, vuestro bebé tiene que haber hecho la introducción de cada uno de ellos por separado, para evitar posibles alergias. Es importante también que para practicar el BLW estéis bien informados para tener claro qué alimentos podéis ofrecerle y aquellos que es mejor evitar. De esta forma disfrutaréis de esta etapa al máximo cómo lo estamos haciendo nosotros.

Imprimir receta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Quieres recibir Promociones, Eventos y Recetas Saludables?

 

Regístrate y recibiras la Newsletter mensual

 

¡No te pierdas las NOVEDADES que tengo para ti!

Quiero recibir información sobre nutrición.
Acepto la politica de privacidad

Gracias por suscribirte a mi newsletter!! Ahora recibirás un email con un link que tienes que clicar para poder recibir mis últimos artículos mensuales.

//]]>