Menú saludable para Baby-Led Weaning

Croquetas de Verduras con Bechamel de setas
20 junio, 2019
Crema fría de Zanahoria y Coco
16 julio, 2019

Menú saludable para Baby-Led Weaning

Una vez empezada la alimentación complementaria con el método Baby-Led Weaning (BLW) debemos ofrecer un menú saludable y bien equilibrado. Para ello es necesario saber qué nutrientes son los más importantes a esta edad, los cuales no deben faltar en cada comida. De esta forma, si de pequeños se acostumbran a comer sano y variado, tenemos más probabilidades de que acepten mejor los alimentos una vez sean mayores.

menú Baby-Led weaning

¿En qué consiste el Baby-Led Weaning?


El Baby-Led Weaning es la alimentación dirigida o autorregulada por el propio bebé. Consiste en ofrecerle alimentos saludables para que él solito los pueda agarrar con sus manos y llevárselos a la boca. Es importante ponerle a su alcance trozos de comida que tengan un tamaño adecuado para que los pueda coger correctamente. También se tendrá que comprobar que, el alimento ofrecido, sea suficientemente blandito cómo para que lo pueda masticar sin necesidad de tener dientes, o sea con las encías.

¿Cómo empezamos?


Cuando el bebé tiene aproximadamente 6 meses se puede empezar con la Alimentación Complementaria. No es hasta entonces cuando realmente tiene el sistema digestivo preparado para poder tolerar bien, alimentos y/o bebidas diferentes a la leche materna o de fórmula. Para poder empezar correctamente con el BLW, saber si vuestro bebé está preparado, conocer sus beneficios, saber qué alimentos podemos ofrecer y cuales es mejor evitar,… tenéis este artículo en el blog donde os hablo de ello más detalladamente.


¿Cómo podemos prevenir la aparición de anemia?


El hierro es el nutriente más importante a esta edad ya que a partir de los 6 meses empiezan a descender las reservas de este mineral. No se quedan sin hierro de la noche a la mañana, pero sí que sus niveles van disminuyendo. Cada bebé tiene unas reservas diferentes, pero para que estas reservas mejoren en su organismo, es importante retrasar el pinzamiento tardío (más de 3 minutos) del cordón umbilical durante el nacimiento, siempre que sea posible.
Para prevenir la aparición de anemia debemos poner especial atención en ofrecer alimentos ricos en hierro y en aquellos que favorecen su absorción. Además, deberemos tener en cuenta que hay alimentos que interfieren en el metabolismo del hierro y que los deberemos evitar.

Alimentos ricos en hierro

Es recomendable incluir cada día en el menú del bebé algún alimento que aporte hierro (tanto de origen animal cómo de origen vegetal) y algún alimento rico en vitamina C para potenciar su absorción.

¿Qué grupos de alimentos deberemos ofrecer?

En la elaboración de las comidas es importante potenciar la variedad e identidad gastronómica de la zona, incorporando alimentos de temporada y de proximidad. El menú de los bebés de 6 a 12 meses puede incluir los siguientes alimentos:

  • Verduras o Hortalizas: zanahoria, cebolla, calabacín, judías verdes, calabaza, puerro, tomate,… (excepto las espinacas, acelgas, remolacha, lechuga y apio)
  • Hidratos de Carbono: arroz, pasta, pan integral sin sal, patata, boniato, copos de maíz, mijo, trigo sarraceno, espelta, avena,…
  • Proteínas: 20-30g de carne/día o 30-40g de pescado blanco o azul sin espinas o 1 unidad de huevo pequeño/día o legumbres.
  • Fruta: plátano, pera bien madura, cerezas cortadas a cuartos, fresas, sandía, manzana rallada o al horno, melón,…
  • Aceite de oliva virgen extra: añadir en las preparaciones.

Es recomendable que los pequeños compartan las comidas con la familia y disfruten de los mismos alimentos y preparaciones culinarias (con pequeñas adaptaciones, si conviene).

¿Qué cantidad de comida tenemos que prepararle?

En el caso de las verduras, hortalizas, legumbres, hidratos de carbono y frutas se ofrecerán las cantidades según la sensación de hambre de cada bebé. Si vemos que la cantidad que le hemos ofrecido se la ha terminado toda, le podremos ofrecer más cantidad. En cambio, es importante limitar la cantidad de proteína (carne, pescado y huevo) que le ofrecemos al día. Actualmente en nuestro país, se está consumiendo un exceso de proteínas, y esto se asocia a un riesgo más elevado de desarrollar obesidad infantil.

¿Tenemos que controlar la cantidad de comida que come el bebé?

Lo primero que debemos tener presente es que la Alimentación complementaria, tal y cómo su nombre indica, ayuda a complementar la lactancia. Es una forma de ir introduciendo los alimentos para que el bebé vaya probando diferentes sabores, texturas, temperaturas, … No debemos preocuparnos por la cantidad de alimento que come el bebé ya que su principal fuente de nutrientes, hasta los 12 meses, seguirá siento la leche materna o de fórmula. 

Nos limitaremos a ofrecer alimentos saludables y el bebé decidirá qué quiere comer primero, y qué cantidad quiere ingerir en función de su apetito. Al principio, puede que sólo juegue con los alimentos o los tire al suelo o los espachurre entre sus manos, pero todo esto forma parte del proceso de aprendizaje. Debemos tener paciencia y dejar que fluya, sin meterles nada en la boca ni obligarlos a que coman.

¿Cuándo empezaremos a ofrecer un plato con todos los nutrientes?

Los primeros meses de la alimentación complementaria se basan en ir introduciendo los alimentos en la alimentación del bebé. En torno a los 9 meses, el bebé ya ha probado diferentes alimentos cómo para poder empezar a ofrecerle un menú con todos los nutrientes. La motricidad fina ha mejorado y ahora ya empieza a desarrollar la pinza, cogiendo alimentos pequeños con el dedo índice y pulgar. Debemos recordar que cada bebé tiene un proceso de desarrollo diferente que pude requerir un poco más de tiempo para esta habilidad.

No es hasta a partir del año cuando realmente nos debemos preocupar que el menú que le propongamos sea completo. Pero cuanto antes empecemos a diseñar el menú bien equilibrado, antes nos acostumbraremos y esto beneficiará a toda la familia.

¿Cómo planificamos un menú familiar?

Para organizar el menú semanal familiar será aconsejable seguir el método del plato saludable, elaborado por la Escuela de Salud Pública de Harvard. Priorizaremos el consumo de verduras y frutas, seguido de los hidratos de carbono en forma de cereales o tubérculos, proteínas de origen vegetal o animal, grasas saludables cómo el aceite de oliva, los frutos secos, el aguacate. Para beber siempre le ofreceremos agua y evitaremos las bebidas azucaradas así cómo los zumos de fruta, aunque sean naturales y recién exprimidos.

Ejemplo de menú infantil de 6 a 12 meses

Menú saludable

Los peques suelen tener un especial interés por probar lo que comen los demás. Muchas veces, aún haciendo la misma comida para todos, ellos quieren lo que hay en nuestro plato. Si el menú familiar es saludable, podremos hacer las adaptaciones oportunas para que el bebé pueda disfrutar de la misma comida que el resto de la familia.

Imprimir receta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Quieres recibir Promociones, Eventos y Recetas Saludables?

 

Regístrate y recibiras la Newsletter mensual

 

¡No te pierdas las NOVEDADES que tengo para ti!

Quiero recibir información sobre nutrición.
Acepto la politica de privacidad

Gracias por suscribirte a mi newsletter!! Ahora recibirás un email con un link que tienes que clicar para poder recibir mis últimos artículos mensuales.

//]]>